Me llamo Laura y soy de pueblo, aunque ya llevo algunos años viviendo en Barcelona, donde imparto talleres de horticultura. Soy jardinera, paisajista titulada y emprendedora. Hace unos cinco años fundé Bioincasa, una empresa que produce frutas y verduras ecológicas en un huerto de 3 hectáreas para distribuirlas en la ciudad. Fue ahí donde verdaderamente descubrí mi pasión por la horticultura. Aunque mis inicios como horticultora aficionada empezaron en el tejado de mi casa. Siempre me ha gustado la idea de poder ser lo más autosuficiente posible, aun viviendo en una ciudad. Supongo que, como muchos de vosotros, primero empecé por un par de lechugas y una tomatera, después unos fresones, luego probé con unas berenjenas y algunos pimientos… Y al ver que me defendía bastante bien y lo disfrutaba tanto, cada año fui aumentando progresivamente mi producción de hortalizas e intentando cultivar algo nuevo, ¡hasta tener un súper huerto urbano!
Y es que lo de cuidar tus propias plantas y que encima te alimenten, sean ecológicas y con un sabor excepcional… ¡no tiene precio!